Loading...
Invitado


Domingo 16 de marzo de 2014

Portada Principal


Revista Dominical

Se cumplen 32 años del retorno de la democracia a Bolivia

16 mar 2014

Fuente: LA PATRIA

Por: Verónica Pérez Ochoa - Periodista

¿Fotos en alta resolución?, cámbiate a Premium...

Pasaron 32 años del retorno de la democracia a Bolivia, puesto que el 10 de octubre de 1982, con la posesión de Hernán Siles Zuazo, como Presidente Constitucional del país, se pudo consolidar uno de los hechos históricos más importantes como es la recuperación de la democracia luego de 18 años de dictadura que se vivió en la nación.

La época democrática fue interrumpida en 1964 cuando asumió el poder mediante golpe de Estado el general René Barrientos Ortuño, desde ese entonces hasta 1980 se tuvo varios golpes, además por la crisis económica que se vivía en el país se formaron juntas militares, las que se hicieron cargo por algún tiempo del destino de Bolivia.

Tras el ingreso de René Barrientos Ortuño, fueron varios los golpes de Estado que se suscitaron, los protagonistas fueron: Alfredo Ovando Candía, Juan José Torres González, Hugo Banzer Suárez, quien ingreso a través de las armas al Palacio de Gobierno en 1971 y se quedó en el poder hasta 1978, según la historia este fue uno de los gobiernos más duros, enlutando a varias familias bolivianas.

Banzer fue derrocado por Juan Pereda, quien asumió el poder por un tiempo corto, luego ingresa David Padilla Arancibia, quien entrega al poder constitucionalmente a Walter Guevara Arze, pero su gestión duró solo tres meses, pues en la fiesta de Todos Santos en 1979, Alberto Natusch Busch se encargaría de organizar un nuevo golpe en el país, su régimen sólo duró 16 días.

Posteriormente, Lidia Gueiler Tejada preside constitucionalmente el país, pero duró en el poder tan solo ocho meses y fue derrocada en 1980 por su primo, Luis García Meza Tejada, este militar trajo consigo aspectos negativos para el país, su gobierno fue uno de los más sanguinarios y represores, por su incapacidad no duro más que un año, en 1981 entregó el poder a una junta militar integrada por Celso Torrelio, Waldo Bernal Pereira y Oscar Pammo Rodríguez.

La Junta Militar duró un mes y de facto se hace presidente, Celso Torrelio Villa hasta 1982, cuando el Estado Mayor de las Fuerzas Armadas decide colocar como presidente a Guido Vildoso Calderón, quien sería el último presidente de facto que tuvo Bolivia, al menos hasta estos días.

No obstante en medio de estos gobiernos de facto, luego de la dictadura de Banzer, el pueblo boliviano a través de distintas acciones logra poner de manifiesto su decisión de volver a la democracia.

Es así que en 1978 y 1980 se llevaron adelante en el país tres elecciones, cuyo vencedor en todas fue el líder de la Unidad Democrática y Popular (UDP), Hernán Siles Zuazo. En 1979 hubo un empantanamiento entre la UDP y el MNR, por ello se decide que Guevara fuese investido como presidente de Bolivia.

Mientras que en la elección de 1980 Siles gana con el 38,7 por ciento de los votos, seguido de Víctor Paz con el 20,1 por ciento. Banzer lograría el tercer puesto con 16,8 por ciento y Marcelo Quiroga Santa Cruz llegaría a ocupar el cuarto lugar con el 8,7 por ciento.

Como el Congreso Nacional no definía quién sería el Presidente, debido a que no había una mayoría absoluta de Siles para consagrarse en el poder, 18 días después de las elecciones, vale decir, el 17 de julio de 1980, García Meza da el golpe de Estado en el país.

Pero, después de la caída de García Meza, la presión del pueblo hizo que el gobierno militar convoque al Congreso del 80 para que se retome la democracia; no obstante la Junta Militar indicó que se devolvería la democracia, pero a través de las elecciones de 1983.

En LA PATRIA se publica un titular que señala “El régimen militar boliviano enfrenta presión civil” en la nota se explica que la población quería de inmediato tener un gobierno democrático y nuevamente salía al paso el presidente Guido Vildoso reiterando que devolverá la democracia pero con las elecciones del 83.

Los militares argumentaban que el Congreso del 80 fue viciado por nulidad jurídica, esto no fue aceptado por la población y hace que después de varias discrepancias, se convoque al Congreso de 80 y puedan validarse las elecciones de ese entonces.

Es así que LA PATRIA difunde otra noticia titulada “Presidente acelera la convocatoria al Congreso del 80” y otra nota que decía “Corte Electoral verificará la legitimidad de los parlamentarios”.

Más tarde se publica una nómina con los nombres de los congresistas, con un titular que indicaba que la Corte Electoral estableció legitimidad del congreso del 80. De esta forma se logró reunir al Congreso que fue elegido en las elecciones de 1980, para que el 5 de octubre de 1982, Hernán Siles Zuazo, quien estaba en el exilio vuelva al país para ser posesionado como Presidente Constitucional de Bolivia, fue apoyado en la vicepresidencia por Jaime Paz Zamora.

Fuente: LA PATRIA
Para tus amigos: