Loading...
Invitado


Viernes 24 de septiembre de 2021

Portada Principal


Perspectiva Minera

ENFOQUE

“Aires mineros”

24 sep 2021

¿Fotos en alta resolución?, cámbiate a Premium...

Tratar el tema de “contaminación ambiental” en un distrito eminentemente minero, buscando justificaciones técnicas u otras más simples para evitar lo inevitable, conduce la situación a reconocer que de uno u otro modo la convivencia social está afectada por cierto grado de “aires mineros” que son propios de las comunidades en las que se desarrolla la explotación de recursos mineralizados.

Difícilmente autoridades o encargados del control o la mitigación ambiental, podrán asegurar la ausencia de “aires mineros”, allí donde se producen los trabajos de exploración y explotación minera o la transformación de esa materia prima de minerales a metales. Con las mayores previsiones que pudieran adoptarse en centros minero metalúrgicos, los expertos admiten que “siempre existirá cierto grado contaminante”, por supuesto de poco daño directo en la salud de las personas.

No se trata de justificaciones a propósito de algunos hechos que se registran en distritos mineros con intensa actividad minera, especialmente en “parajes” de interior mina, unos más profundos que otros y en los que se instalan servicios de aire para ventilar los ambientes y permitir la respiración de los trabajadores con las seguridades de neutralizar la emanación de gases que se genera con la perforación y el movimiento de material mineralizado en la profundidad de los socavones. Se aplican y se instalan cada vez más condiciones técnicas para mitigar la contaminación ambiental, pero se mentiría al pretender eliminarla completamente.

Bajo tales condiciones se trabaja en nuestros distritos mineros, especialmente en los que administra la Comibol y que son parte importante de la producción minera exportable. Se hacen los mayores esfuerzos para garantizar la salud de los trabajadores durante sus duras y largas faenas, sin embargo, no hay quién garantice, cero contaminación en nuestra minería, incluso en parte de la mediana privada, que por supuesto cuenta con mejores sistemas de ventilación en minas bajo tierra, que son pocas, pues la nueva proyección se dirige a la explotación minera a “cielo abierto”, con menor incidencia, pero no total de contaminación ambiental.

Bajo esas circunstancias de trabajo, lamentablemente se produjo un accidente en la mina de Huanuni, con la caída de un talud en el cerro Posokoni, hecho que generó la salida de gases al haberse “desparramado” una carga de pasivos ambientales, que por supuesto ocasionaron una enorme polvareda que se extendió fuera de la mina y que “involuntariamente” respiraron muchas personas aledañas al lugar del accidente.

No había sucedido antes, pero el hecho es que sí, existió contaminación ambiental que causó problemas en la salud de muchas personas, un problema que debe ser tratado en el nivel que corresponde, para devolver tranquilidad familiar y recuperar seguridad en las operaciones mineras de Huanuni. La contaminación ha sido evidente, la solución aún está en tratamiento.

Para tus amigos: