Loading...
Invitado


Domingo 12 de abril de 2020

Portada Principal


Domingo 12 de abril de 2020
ver hoy
Quinueros preocupados por su producción afectada por el Covid-19
Pág 2 
Monseñor Bialasik invita a resucitar junto a Cristo con una sociedad unida
Pág 2 
Fallecido por Covid-19 fue cremado en medio de protestas de vecinos del Cementerio General
Pág 3 
Colocan vallas alrededor de mercados y sectores comerciales para evitar aglomeraciones
Pág 3 
Clases por TV: Una de las alternativas en la cuarentena según director de Educación
Pág 4 
Empresarios preocupados porque en riesgo está el pago de salarios
Pág 4 
Reunión interinstitucional determinó mayor rigidez del Ejército y la Policía para hacer cumplir cuarentena
Pág 5 
2 nuevos casos de Covid-19 en Oruro, suman 11 en total
Pág 5 
Municipios rurales identifican debilidades en Salud y acuerdan controlar quién entra o sale de sus regiones
Pág 6 
Proponen ley de distribución de recursos debido al Covid-19
Pág 6 
Arte 10 no llegó este año a los arenales pero prepara una hermosa sorpresa
Pág 7 
"Cortinas de acción" es la nueva propuesta de la banda Suke
Pág 7 
Bolivia alcanza a los 300 infectados y 24 decesos por el Covid-19
Pág 8 
Banco de Sangre va "de puerta en puerta" a buscar donantes
Pág 8 
Fallo determina que bolivianos varados en distintos lugares deben volver a sus hogares
Pág 9 
Envían a la cárcel de San Pedro a dirigente cocalero Faustino Yucra por varios delitos
Pág 9 
EDITORIAL
El sacrificio de Jesucristo en la cruz libera de pecados a la humanidad
Pág 10 
Recuerdos del presente
Para el consuelo
Pág 10 
PICADAS
Pág 10 
Amor y solidaridad en tiempos de crisis
Pág 11 
La casa y las cosas
Pág 11 
Palabra de caballeros
Pág 11 
Despliegan más de 47.000 militares para controles de prevención contra el Covid-19
Pág 12 
Relatoría de CIDH preocupada por el D.S. 4200 que criminaliza la libertad de expresión
Pág 12 
Editorial y opiniones

La casa y las cosas

12 abr 2020

Fuente: Por: Néstor Suxo Ch.

Hoy el "QuédateEnCasa" es más que una frase, al menos da que pensar en un antes y un después. Más allá de la infraestructura material que pueda denotar la palabra casa en términos topográficos como edificio, vivienda, piso, domicilio o residencia, queremos interiorizarnos más bien desde el lado topológico a ese espacio de tiempo constituido, habitado e interpelado de intersubjetividades en torno a la familia.

Desde aquel primer día, "QuédateEnCasa", el mundo de lo de fuera, como el trabajo, el estudio, el mercado o la calle se nos ha mostrado hostil e inseguro por algo fatal para dar lugar a la dimensión de la intimidad del mundo, de lo de dentro, que adquiere cada vez un valor de protección familiar, usando una metáfora diríamos que es como volver al vientre materno. Entonces de inmediato se desató en nosotros el valor del apego al espacio íntimo y originario del habitar la casa; así fuimos reconociendo en cada pared, puerta, ventana o pasillo y en cada una de las cosas sean juguetes, cuadros, masetas o roperos, cual testigos de nuestras vivencias, nuestras identidades e intimidades puesto que sin ellos nuestras vidas serían algo vacías.

Se trata pues de aquellos espacios vividos intensamente y de cosas con memoria y significado y es precisamente en esas memorias que nos identificamos a nosotros mismos en tanto íntimos y afectivos y; al mismo tiempo, de ciertos espacios olvidados como los rincones de la casa que van paulatinamente transparentándose. Aquí, el sentido del saber habitar la casa no está dado por el precio ni por el lujo de las cosas sino radica en la modalidad original de saber habitar la casa-sin-más, donde los espacios en tanto memoria se vivifican en nosotros y

nosotros en ellos.

Y así caminando por el pasillo, qué decimos del orden de las cosas en la casa; si para la madre se llamará orden para los hijos será un desorden y viceversa; y muy probablemente para la madre aquel orden de las cosas esté en el interior del ropero, como un espacio íntimo y bajo llave que no se abrirá para otro. Sea dicho de paso, las cosas cerradas al igual que los armarios o cajones son espacios donde habita el inconsciente pues son lugares donde se guardan u ocultan secretos.

A medida que habitamos la casa y sus habitaciones, los lugares divididos culturalmente van mostrándose como espacios amados, pero también de los desamores; de olvidos y evocaciones; de proyectos y de juegos; de sueños y realidades, de alegrías y tristezas. Si los espacios íntimos están dados por los dormitorios, los hay también los públicos como las salas y; hoy, sobre todo, la cocina. La cocina, entendida como un espacio que emerge del inconsciente y ahora como lugar del exceso de la espacialidad o punto del encuentro familiar, es el ambiente donde una bullente comunidad de aficionados de la gastronomía se apasiona para dar las recetas de la elaboración y preparado de las comidas cotidianas y en las que la sintaxis alimentaria desata todo un proceso de "gustemas y tecnemas" sin importar la hora de las comidas.

Y para finalizar, si el cimiento de la casa se edifica y arraiga en la tierra, así como el lugar del hombre es la tierra, la idea de casa le otorga pues al hombre su espacio de ser en el mundo, como lugar habitable y único, en el que sueña de noche y de día, y desde cuya intimidad (de lo de dentro) nutrida de dolor y alegría; de salud y enfermedad se apasiona por vivir en un mundo (de lo de fuera) de incertidumbres y, a la vez, lleno de vicisitudes, pero también en busca de plenitud.

Fuente: Por: Néstor Suxo Ch.
Para tus amigos: