Loading...
Invitado


Viernes 01 de enero de 2010

Portada Principal


Perspectiva Minera

Falla el plan de inversiones.-

Hay problemas en el contrato que rige operaciones del Mutún

01 ene 2010

Fuente: LA PATRIA

¿Fotos en alta resolución?, cámbiate a Premium...

Con la debida anticipación y en observancia de lo que pudiera ocurrir este año 2010, específicamente hasta el mes de mayo, el titular de la cartera de Minería y Metalurgia del Gobierno Nacional, Luís Alberto Echazú, advirtió a la empresa india Jindal Steel & Power que de acuerdo a convenio vigente la concesionaria del Mutún “hasta el mes de mayo próximo debe invertir un promedio de 300 millones de dólares en el proyecto”, no hacerlo obligaría a nuestras autoridades ejecutar las boletas “de garantía” que la firma india tiene por un valor de 18 millones de dólares.

El ministro de minería no quiso adelantar criterios en torno a medidas que podrían producirse junto a la ejecución de las boletas de garantía, señalando que “todavía hay tiempo hasta mayo del 2010”.

La empresa hindú Jindal Steel de acuerdo al contrato de riesgo compartido se obliga a una inversión de 300 millones de $us anualmente. El convenio rige desde el año 2007 y establece que la inversión debe llegar a 1.500 millones hasta el 2012 y cubrir hasta el total comprometido de 2.100 millones de dólares hasta el 2015. En ese orden se entiende que aún no se ha llegado a fechas tope para pensar en ejecutar garantías, pero existe una clara insinuación de los personeros hindúes cuando explican que “al comienzo de la operación les resulta muy difícil cubrir el monto (300 millones) y que recién podrían hacerlo a partir del cuarto o quinto año de operaciones y posiblemente en mayor escala”.

Tal parece que la “sugestión” no ha dado resultados positivos entre nuestras autoridades que se limitarían a exigir el cumplimiento de la letra muerta del convenio, para lo que debe esperarse cinco meses en los que la Jindal deberá hacer ajustes en su cronograma de trabajo y de inversión.

En todo caso está programada una reunión oficial del directorio de la empresa societaria, Gobierno y Jindal para tratar una agenda en la que con seguridad se incluirá la insinuación variable de inversión por parte de la empresa hindú.

En una simple retrospectiva de lo que significa el convenio de operación entre nuestro Gobierno y la adjudicataria del proyecto Mutún lo evidente es que se han incumplido algunos detalles como la concesión de predios en una cantidad determinada, aspecto que tropezó con algunos problemas y que costó la cabeza del presidente de la Empresa Siderúrgica del Mutún (ESM) Guillermo Dalence, quien en la actualidad hace observaciones de fondo en lo que atañe al cumplimiento del contrato cuando asegura que los hindúes no cumplieron con la entrega de un plan de trabajo completo, pues el escueto documento que presentaron no satisfizo la expectativa técnica y operativa para el Mutún.

El proyecto minero de mayores perspectivas en el país durante muchos años fue el Mutún, considerado como el mega proyecto que cambiaría la economía de la región (el oriente) y de Bolivia en general. Así se pintaba el tema

Con el paso del tiempo ese proyecto avanza con algunas dificultades y sin dejar de ser el más importante cede paso a otro proyecto de ensueño, el litio reservado en las salmueras de Uyuni y Coipasa.

Se supone que en el presente mes de enero se convocará a las partes que forman un joint venture, en el caso del Mutún para tratar esos detalles que están “en el tintero” y que deben ser sometidos a revisión para enmendar los errores vigentes y salvar los problemas de orden técnico, gestión financiera y los procesos de industrialización y exportación no sólo de hierro sino de acero.

El año que comienza se presenta con mejores perspectivas para el desarrollo de los grandes proyectos mineros, tratándose especialmente de un cambio que debe afirmarse en la gestión productiva y no meramente política.

Fuente: LA PATRIA
Para tus amigos: