Loading...
Invitado


Miercoles 23 de junio de 2021

Portada Principal


Miercoles 23 de junio de 2021
ver hoy
Oruro: Nuevos recuperados por Covid-19 superan casos positivos
Pág 2 
Covid-19
Bolivia se aproxima a los 425 mil contagios
Pág 2 
En Corque
COEM prohíbe las festividades
Pág 3 
En el inicio de la inmunización
Se prevé llegar a vacunar a 300 personas con discapacidad
Pág 3 
Estudiantes de ocho municipios reciben insumos de bioseguridad
Pág 3 
En la zona exMetabol de Oruro
Sin luz ni semáforos, un panorama “de años”
Pág 4 
No hay regulación urbana adecuada en Oruro
Pág 4 
Instalación de casetas enfrenta a vecinos y adjudicatarios
Pág 4 
Por un proyecto de ley
Policía rechaza intromisión política
Pág 5 
NUEVO PROFESIONAL
Pág 5 
BODAS DE ORO
Pág 5 
Aviso Aduana Nacional
Pág 5 
Editorial
Medias verdades y contradicciones
Pág 6 
GRAN ESTIRPE ORUREÑA
Pág 6 
ARTÍCULO EDUCATIVO
LA EDUCACIÓN EN TIEMPOS DE LA PANDEMIA
Pág 6 
Picadas
Pág 6 
Microcuentos contra el racismo
“Yo, Julio Tarqui” y “Aprender a hablar” ganan concurso literario
Pág 7 
Ponen en marcha el plan “Tradición sin contaminación”
Pág 7 
Aviso de Remate - Banco Bisa
Pág 7 
“Mamitay” logra el tercer puesto a nivel nacional
Pág 8 
Editorial y opiniones

ARTÍCULO EDUCATIVO

LA EDUCACIÓN EN TIEMPOS DE LA PANDEMIA

23 jun 2021

Por: Lic. Tomás Pinaya Condori (*)

La Constitución Política del Estado y la Ley Nro. 070 “Avelino Siñani – Elizardo Pérez” establecen que la educación constituye una función suprema y primera responsabilidad financiera del Estado, que tiene la obligación indeclinable de sostenerla, garantizarla y gestionarla. Bajo este artículo, el estado boliviano tiene la obligación garantizar la educación como primera responsabilidad que permita brindar todas las garantías y respeto a los derechos de todos los bolivianos sin ningún tipo de discriminación ni marginación.

Asimismo, la actualidad en la que estamos viviendo es compleja desde la llegada de la Pandemia del Covid – 19, que recobro muchas vidas en la población boliviana; y el tema educativo es uno de los aspectos en la que no estuvimos preparados para enfrentar esta situación catastrófica en temas educativos y sanitarias en la que encontramos muchas limitaciones. Por tanto, la población boliviana no pudo sostenerse, especialmente los que viven del día, afectando a todos los sectores vulnerables y a otros favoreciendo porque se aprovecharon de esta situación con fines de lucro.

Dada estas situaciones, el tema educativo ha sido sacudido porque no teníamos las armas necesarias de continuar con la educación de nuestros niños, ocasionando la suspensión de actividades escolares y después la clausura del año escolar 2020 que afectaron desproporcionadamente a los estudiantes de los distintos niveles, porque no tuvieron oportunidades de acceder a una educación libre y gratuita, puesto que la situación económica de las familias bolivianas no las permitieron ya que necesitaban herramientas tecnológicas cuando se dijo educación virtual, ya que pocos podían acceder y la mayoría ha sido negado.

Es aquí donde vemos la desigualdad de derechos de acceso a la educación, puesto que no todos tuvieron las mismas oportunidades, las herramientas para seguir recibiendo una educación equitativa durante la pandemia.

Ante esta situación, es el momento de realzar la protección del derecho a la educación mediante la reconstrucción de sistemas educativos acordes a la realidad, más equitativos y sólidos; puesto que el objetivo no debería ser simplemente volver a cómo eran las cosas antes de la pandemia, sino arreglar los defectos de los sistemas educativos y de salud que durante estos tiempos han impedido que las escuelas sean abiertas y acogedoras para todos los estudiantes. Por ello es necesario remediar los procesos de educativos, hacer que la escuela sea gratuita, accesible y ampliar el acceso a Internet y herramientas tecnológicas.

No basta decir “2021 AÑO POR LA RECUPERACIÓN DEL DERECHO A LA EDUCACIÓN” el tema es brindar apoyo a la educación con recursos pertinentes para todos los contextos educativos, tanto rurales y urbanos; para familias de escasos recursos económicos y la clase media y alta. Las políticas educativas deben brindar los recursos, herramientas, insumos para poder trabajar tanto para maestros, estudiantes y padres de familia; y por otro lado, concienciar a la población rural que exigen desmedidamente clases presenciales sin medir las consecuencias del presente que afectaría tanto a estudiantes, maestros y comunidad en general.

Para ello el gobierno debería tomar medidas tangibles para reparar los daños causados en la educación de los niños y adolescentes tras la interrupción sin precedentes provocada por la pandemia de Covid-19. Esta tarea debe partir desde el gobierno central, concretarse en las gobernaciones y municipios, este último no aporta casi con nada a la educación. Esta tarea debe ser compartida con políticas educativas económicas y sociales que generen un trabajo en equipo abasteciendo con insumos obligatorios para que los estudiantes reciban una educación sin distinción, ni discriminación mucho menos exclusión.

(*) Es Maestro Normalista y Facilitador de la UNEFCO

Para tus amigos: