Loading...
Obsequio por cuarentena



Sábado 17 de octubre de 2020

Portada Principal




Revista Tu Espacio

ACONDICIONAMIENTO

Construyendo mejores hábitos

17 oct 2020

Fuente: Por: Blanca Gonzales Sánchez (*) – Exclusivo para Tu espacio

¿Qué beneficios tengo al realizar actividad física?

Hoy vamos a conocer los motivos del por qué mantenerse activos es tan bueno tanto física como psicológicamente. Después de conocerlos te aseguro que querrás dedicar una parte del día a ejercitarte.

Al realizar actividad física de forma regular vamos controlando nuestro peso, niveles de grasa y porcentaje de masa muscular. Parámetros que, al encontrarse en niveles óptimos, no ponen en riesgo el funcionamiento de nuestro cuerpo. Por supuesto, esto debe ir de la mano de una buena alimentación.

Con el ejercicio fortalecemos huesos y músculos. Reducimos la pérdida de densidad ósea que ocurre con el paso de los años y al mantener un buen tono muscular el cuerpo se siente y está fuerte. Por ello mismo adquirimos una mejor flexibilidad y movilidad en articulaciones.

Gracias a la exigencia cardiovascular que implica ejercitarse, fortalecemos al corazón y mejoramos la circulación sanguínea. Los niveles de oxigenación se optimizan y reducimos increíblemente las probabilidades de enfermedades cardíacas y de presión arterial.

Estar activos también controla niveles de azúcar en sangre. Esto significa que logramos un mejor funcionamiento de la insulina; podemos prevenir la diabetes o, si ya la tenemos, manejarla de mejor forma.

Sin duda alguna, conciliar el sueño se convierte en una tarea más sencilla. Un cuerpo que se mantuvo activo en el día, sabe que merece descansar profundamente para recuperar energía.

Finalmente, y no por eso menos importante, realizar actividad física nos pone felices. ¿Suena exagerado verdad?, pero es así. Al hacer ejercicio segregamos serotonina, la famosa hormona de la felicidad. Al mismo tiempo bajamos niveles de cortisol, es decir, reducimos estrés y tensión. Mejoramos autoestima y reducimos niveles de depresión. Entrenar nos pone enérgicos y con ganas de continuar el día llenos de ánimo.

¿La mejor parte? Nunca es tarde para empezar. La edad no es un impedimento, el tener algunas limitaciones físicas tampoco. Siempre existirán alternativas que, de igual manera, nos darán la opción de realizar entrenamientos eficientes. No necesitamos de mucho, lo importante es tener ganas y disfrutar de la rutina. No esperes más para empezar, te prometo que no te arrepentirás.

(*) Es Lic. En Comunicación Social y Asesora en Nutrición y Entrenamiento Físico

Fuente: Por: Blanca Gonzales Sánchez (*) – Exclusivo para Tu espacio
Para tus amigos: