Loading...
Obsequio por cuarentena


Lunes 29 de junio de 2020

Portada Principal


Lunes 29 de junio de 2020
ver hoy
Oruro registra nuevo pico alto de contagios de Covid-19 y la cifra asciende a 878
Pág 2 
Covid-19: Bolivia inicia la semana con 31.524 casos positivos, 1.014 decesos y 8.517 recuperados
Pág 2 
Según exgerente de Vinto, Ramiro Villavicencio
No es saludable que la EMV haga uso de su inventario
Pág 3 
AVISOS P-3
Pág 3 
Pese a los 72 nuevos casos
Desde hoy retorna la cuarentena dinámica a la ciudad de Oruro
Pág 4 
Cadáveres Covid-19
En municipios rurales optan por entierro de tres metros bajo tierra
Pág 4 
Sedes ve conveniente adquisición de nuevo horno crematorio para la ciudad
Pág 4 
Municipios orureños recibirán Bs. 21 millones para luchar contra el Covid-19
Pág 5 
SeLA-Oruro y el Gamo trabajan en tareas de prevención del Covid-19
Pág 5 
Conflictos de delimitación impiden saneamiento total de tierras en el departamento de Oruro
Pág 5 
EDITORIAL
Una anormalidad casi… normal
Pág 6 
Análisis crítico e importancia de un voto
Pág 6 
PICADAS
Pág 6 
¿Elección ilusa y padrón encubierto?
Pág 7 
[email protected]
¿Cambios en la justicia o más proceso de cambio?
Pág 7 
Desde Argentina
Mariel Butti engalana el “Solsticio de Invierno” con 26 obras
Pág 8 
AVISOS P-8
Pág 8 
Editorial y opiniones

Análisis crítico e importancia de un voto

29 jun 2020

Fuente: Por: Raúl Pino-Ichazo Terrazas (*)

Es conocido que la universalidad de una opinión, escribiendo muy seriamente para el lector, ni constituye una prueba ni un motivo de la posibilidad de verdad. Lo expresado tiene un sustrato incuestionable de apoyo ya que la distancia en el tiempo priva a aquella universalidad de su fuerza probatoria; de no ser así, deberían ser reconsiderados los antiguos errores que fueron aceptados como verdades; por ejemplo: el sistema de planetas que propugnó Ptolomeo y destronado por Copérnico; o que en todos los países protestantes habría que restaurar el catolicismo.

Con esta contundente realidad comprobada lo que sucede normalmente en los procesos electorales y lo que se conoce como opinión universal es, examinada con precisión, la opinión o los postulados de una, dos, o tres personas; nos convenceríamos de esto si pudiésemos observar su génesis u origen.

Los planteamientos y ofertas políticos son normalmente posiciones de una dos o tres personas quienes las generaron o enunciaron y, consecuentemente, la afirmaron, y que creyendo en la buena fe política, siendo benévolo, creyeron sus autores que esos enunciados habrían sido examinados a fondo y la presunción de suponer a los autores suficientemente capacitados para realizar tan necesario examen.

Lo peligroso de ello es que esta posición no comprobada y enunciada como plataforma electoral induce a las personas a captar esa opinión y se produce una cadena de credibilidad por la pereza o la indulgencia de creer enseguida antes de someter las opiniones a un análisis crítico a través de comprobaciones.

El ciudadano antes de votar debería comprobar algo que no ha cambiado desde las polis griegas, en las cuales el político se identificaba obligatoriamente con un solo objetivo para recibir el poder del pueblo: trabajar sólo para el pueblo y asumir un verdadero apostolado para la consecución del bien común y, bien común, significa simple y llanamente trabajar por el ciudadano no para sí o propio beneficio; mejorando su calidad de vida, ingresos y garantizando la presencia de una justicia equitativa que como bien supremo confiere seguridad jurídica a la vida de relación.

Con el voto no se puede actuar con proposiciones de los políticos como un efecto dominó pues se estaría apoyando el incremento de ciudadanos indolentes y crédulos que piensan que su opinión viene respaldada por un buen número de voces que la apoyan, creando así un segmento de población que se ve obligada a admitir lo que ya es aceptado en general para no pasar por ciudadanos rebeldes contra la opinión de la mayoría, o peor, por ciudadanos presuntuosos que pretenden ser más inteligentes que los demás.

Cuando se analiza las obras de tal o cual gobierno, una razón suficiente para el voto es comprobar que simplemente hubo un adelanto o mejoría en la condición humana y su inclusión sin discriminación de los olvidados y desposeídos, en la administración, la infraestructura y la situación económica del país, elementos que, en nuestros países todavía con incipiente democracia son determinantes para que el voto sea reflexivo y fundamentado.

Se trata de la sustentabilidad y preservación en todos los ámbitos del crecimiento de un país, no de un partido político y el ciudadano votante no debería declinar en su ansia legítima de vivir mejor ya que es la aspiración

teleológica de todo humano.

(*) Es abogado Corporativo, postgrados Filosofía y Ciencia Política (Cides-UMSA, maestn), Derecho Aeronáutico (Instituto Iberoamericano de Derecho Aeronáutico. Del Espacio y de la Aviación Comercial, Madrid), Alta Gerencia para abogados (UCB-Harvard), Interculturalidad y Educación Superior (UMSA) Arbitraje y Conciliación (Especialidad) doctor honoris causa en HUMANIDADES con tesis aprobada (IWA-Cambridge University, USA)

Fuente: Por: Raúl Pino-Ichazo Terrazas (*)
Para tus amigos: